¿Cómo identificar a alguien que duerme mal?

Algunos de los problemas de salud que aquejan al ser humano moderno tienen sus raíces en los elementos más básicos de la vida. Sin duda, dormir es uno de ellos.

Un mal sueño puede echar a perder un día entero de actividades. Por su parte, sucesos como lo ocurrido en 1986 en la ciudad ucraniana de Chernóbil ha demostrado cómo no dormir acarrearía fatales consecuencias.


Entonces, dormir mal implica un riesgo mucho mayor de lo que podría creerse. De ahí la pregunta: ¿cómo identificar a alguien que duerme mal?


Por qué es tan importante el descanso

Los trastornos del sueño son afecciones que pueden afectar la forma de dormir. Conlleva problemas de salud, seguridad y calidad de vida en general.

No dormir bien tendría efectos en las actividades de las personas: al conducir un auto, concentrarse en la escuela o trabajo, la vida sexual, capacidad para reaccionar, la toma de decisiones y el desempeño físico e intelectual en general. Por supuesto, también aumentaría el riesgo de otros problemas de salud.


¿Cómo identificar a quién duerme mal?

Algunos de los síntomas para identificar a alguien que presenta un problema con el sueño son:

  • Somnolencia diurna excesiva.

  • Respiración irregular

  • Aumento del movimiento durante el sueño.

  • Sueño irregular.

  • Dificultad para conciliar el sueño.

  • Quedarse dormido en momentos inapropiados, como al manejar.

  • Irritabilidad.

  • Procrastinación del sueño (dan por sentado que no podrán dormir y lo postergan).

  • Una mala rutina del sueño (no tienen horarios para dormir o para despertar).

Tener problemas para dormir afectaría también el estado de ánimo, lo cual causaría irritabilidad, problemas interpersonales, depresión y ansiedad.

Asimismo, dormir mal podría desembocar en algunas de las siguientes afecciones.

  • Presión arterial alta.

  • Enfermedad del corazón.

  • Accidente cerebrovascular.

  • Enfermedad del riñón.

  • Obesidad.

  • Diabetes tipo 2.

  • Insomnio.

  • Apnea de sueño.

Expertos en sueño sugieren formularse las siguientes tres preguntas para saber si consiguen dormir lo suficiente, incluyendo sueño de calidad:

  1. “¿Tengo problemas para levantarme por la mañana?”.

  2. “¿Tengo problemas para concentrarme durante el día?”.

  3. “¿Estoy somnoliento durante el día?”.

Contestar afirmativamente a alguna de estas tres preguntas revelaría que se están presentando problemas para dormir.

Cambia los hábitos para un mejor sueño

El descanso es una parte vital del ser humano. Dormir bien y lo suficiente sería el mejor punto de partida para una vida llena de calidad.

Por ello, se recomiendan los siguientes hábitos de sueño para lograrlo:

  • Ir a la cama y despertar a la misma hora todos los días.

  • Evitar la nicotina y la cafeína, especialmente por la tarde y noche.

  • Hacer ejercicio con regularidad, pero no demasiado tarde.

  • Evitar las bebidas alcohólicas antes de acostarse.

  • Considerar una almohada ergonómica con tecnología que ayude a conseguir un mejor descanso, como tener gel para dormir más fresco, un diseño para dormir de lado, preferencias personalizadas de elevación, etcétera.

  • Evitar comidas y bebidas pesadas por la noche.

  • No tomar siestas después de las 3 de la tarde.

  • Relajarse antes de acostarse, tomando un baño, leyendo o escuchando música suave.

  • Mantener el dormitorio con una temperatura fresca.

  • Deshacerse de distracciones como ruidos, luces brillantes y el televisor o computadora en el dormitorio.

  • No usar teléfono o tableta justo antes de acostarse.

  • Obtener suficiente sol durante el día.

Dormir es parte del bienestar de todo ser humano y la base de una plena calidad de vida. Y si se presentan algunos problemas para descansar plenamente, la valoración de un especialista será vital.


8 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo